Archive for the ‘Semana del Cineclubismo en Córdoba 2009’ Category

Juego (III)

30 abril 2009

Juan Manuel Costa elige cinco películas emparentadas con Elvira*, película suya que fue seleccionada para la Semana del Cineclubismo en Córdoba.

Reciente animación stopmotion en Argentina:

Viaje a marte (Juan Pablo Zaramella)
2 metros (Banzai Films – dirigida  por Javier Mrad, Javier Salazar, Eduardo Maraggi)
La legendaria Clara Confederación de Almagro (Canas Verdes)
Nina (Cien Volando)
Elvira (Juan Manuel Costa)

*no debe confundirse con Elvira, documental de Diego Piantoni y Carlos Bóveda, que se verá está noche en Monte Buey.

Anuncios

30/4 – 20.30hs. – CINECLUB LA QUIMERA en LA LUNA

30 abril 2009

Tras la clausura de La Luna el último viernes durante la apertura de la Semana, la función de La Quimera adhiere un segundo significado al habitual amor por el cine que ha caracterizado sus 28 años de vida.

Apoyo indeclinable a La Luna, bajo la consigna: Un espacio sociocultural no es un espectáculo público… / más info aquí: laquimera.wordpress.com

Triple programa (adentro, en la calle, a dónde sea):

donde-yace-tu-sonrisa-escondida

20.30hs. – Dónde yace tu sonrisa escondida? (Daniele Huillèt-Jean-Marie Straub, cineastas), de Pedro Costa (Portugal/Francia, 102min., 2001) / Video-entrevista a Pedro Costa.

sicilia

22.15hs. – Sicilia!, de Jean-Marie Straub y Daniele Huillèt (Italia, 70min., 1999)

También en programa: La ciudad de los hombres lactantes, de María Eugenia Blanco (Córdoba, 13min., 2001)

EN LA LUNA. Pasaje Escuti 915 esquina Fructuoso Rivera, Bº Güemes. Córdoba Capital.

30/4 – 20.30hs. – CINECLUB PUESTA EN ESCENA

30 abril 2009

Doble programa:

Los inocentes, del Grupo Arte Proteico

“Los Inocentes, dibujo animado sin ninguna afectación postmoderna, redescubre el mito de la sirena. Fue realizado por un colectivo de creación audiovisual, Arteproteico. La relocalización conduce esta vez a un arquetipo de valor universal; la playa y el sol circulando subrayan la persistencia del simbolismo de ese espacio arcaico donde se formula una vez más la pregunta primera sobre la condición sexual.” Claudio Caldini.

La bicicleta de Beijing, de Wang Xiaoshuai – 90min. – 2001

beijing-bici

Pasaje Ingeniero López s/n (Santa Ana al 1900). Córdoba Capital

30/4 – 21hs. – VIDEOTECA DEL MIRADOR/CINÉFILO BAR

30 abril 2009

La propuesta conjunta de Videoteca del Mirador y Cinéfilo Bar para cerrar la Semana del Cineclubismo viene de cine cordobés por partida triple:

Éramos, de Juan Bianchini – 15min. – 2005

Fidel y Camila  corren una carrera de bicicletas. Fidel ve un árbol y no  quiere avanzar más. Camila lo insta a seguir. La carrera terminó. Se les hace  más difícil avanzar. Al llegar Camila quiere frenar y Fidel no. Al costado  de la ruta dos cruces los esperan, ellos se acercan, se sientan, se  entienden y se van. Al regresar pueden dormir tranquilos.

Cuando el río suena…, de Verónica Rocha – documental – 45min. – 2003

Este documental reconstruye a partir del imaginario y la memoria colectiva de los habitantes de Cruz del Eje, la crónica de una catástrofe que no fue. En febrero de 1992, circuló en Cruz del Eje la predicción de una adivina que vaticinaba una gran catástrofe en esa ciudad. Posteriormente, la noche del 22 de febrero, los habitantes de Cruz del Eje, se vieron alarmados por una noticia que corría de boca en boca, anunciando que se había roto el dique de esa ciudad. De inmediato, todos corrieron a la loma a ponerse a resguardo del peligro. Pasaron las horas y el agua no llegó, luego se dijo que había sido una falsa alarma, producto de unos bromistas que, aprovechando la predicción, quisieron arruinar la fiesta de un casamiento, porque no habían sido invitados.

Una manga de negros, de Rosendo Ruiz – 40min.

umdnegros

En Cinéfilo Bar. Bv. San Juan 1020. Córdoba Capital.

30/4 – 21hs. – CINECLUB DE LA TRAPALANDA (Río Cuarto)

30 abril 2009

Programa:

Éramos, de Juan Bianchini – 15min. – 2003

Hilo de marionetas, de Lucas Schiaroli – animación – 4’20” min. – 2005

Abre El Helvético, de Juan Carlos Arch – 80min. – 2002

En el Centro Cultural Trapalanda. Colón 149. Río Cuarto.

…………………………………………………………………………………………………..

Ofrecemos fragmentos de una entrevista a Juan Carlos Arch, como forma de complementar el homenaje que hoy el Cineclub de La Trapalanda le brinda a este referente del cineclubismo a nivel mundial con la proyección de su película “Abre El Helvético”.

Fenómeno de Resistencia Concreta
El Cineclub de Santa Fe según Juan Carlos Arch

Momentos difíciles

Nuestro Cineclub en Santa Fe fue fundado el 24 de mayo del año 1953 por un grupo de estudiantes de ingeniería química, más algunos colaboradores y personas que provenían del ámbito de la cultura local. El cineclub pasó por distintas etapas, la más fructífera, no tanto respecto al hacer sino como resistencia cultural fue durante la dictadura. Durante esta época fueron cerrados gran cantidad de cineclubes de la provincia y del país. Nosotros acá, en Santa Fe, hicimos un trabajo muy fuerte amparados en 1000 socios que tuvimos en ese momento, que para esta ciudad era muchísimo. Pudimos no sólo superar esta terrible etapa, sino que lo hicimos muy bien, sin bajar la propuesta cultural que teníamos, ni la calidad de las exhibiciones, ni siquiera en el sentido de esas exhibiciones, y con esto me refiero a la parte ideológica. Todo eso se pudo superar gracias a la gente.
Yo tengo muchos recuerdos de esos años, por ejemplo que tiraban una bombita de olor y salían 500 personas y después de fumigar un poquito en media hora volvían a entrar las 500, o 490, pero no se iba nadie, fenómeno de resistencia concreta porque sabemos muy bien que en media hora el olor no se va; otra situación es que llevaban gente a la salida de las funciones, y al final tenían que recambiar los policías porque ya terminaban conociéndose entre todos. Hasta se dieron situaciones cómicas. Por ejemplo, había socios que ya se entregaban solos…”¿me va a llevar hoy?”. Y como nunca se encontró un trasfondo de célula política concreta sino que era cultural, nunca nos pudieron hacer nada. Ese fue un momento muy importante de nuestra historia.
Otro momento importante fue cuando pudimos inaugurar nuestra sala, todo esto que acabo de contar se vivió en el Chaplin, una sala propia que inauguramos en 1972. En realidad no era propia sino que era alquilada, lo que era propio era todo el Fondo de Comercio, esa sala resistió uso y abuso, resistió toda la dictadura, la salida de la televisión por cable, el gran apurón que fue el video….todo eso lo sobrevivió pero no pudo sobrevivir la globalización. Un día vino Musimundo y compro la galería donde estaba instalada y echó a todo el mundo, por derecha, como se dice. No hubo ocasión de protestar nada. La despedida del Chaplin fue emotiva, ese día, más bien la semana entera, lloramos todos. Se hicieron cuatro días de funciones ininterrumpidas, dos de ellas las 24 horas. Esto era para todo Santa Fe, para todo el mundo, y hubo una respuesta de la gente muy conmovedora. No solo porque la gente fue al cine, sino que hubo actores de teatro que hacían representaciones en la puerta y pintadas por todos lados. Una cosa que fue espeluznante para el momento… Y así se fue el Chaplin. Simultáneamente otra de las cosas buenas que pasamos fue la compra del Cine América en el año 1992. Eso también es un hito importante nuestro porque fue una manera de aprovechar todo lo que el cineclub había acumulado y poder llegar a tener la sala propia que es lo que nos permite vivir ahora.
35 milímetros

Si nosotros no tendríamos una sala de exhibiciones concreta estaríamos en la situación de todo el cineclubismo argentino, es decir ya casi no hay cineclubes que pasen 35mm. Los que pasan en 35mm son Núcleo (Buenos Aires), Cineclub Rosario y nosotros. Núcleo lo puede hacer porque tiene un sistema de programación muy particular, por ejemplo pre-estrena todas las películas importantes que se van a estrenar a la semana siguiente, algo totalmente impensable para cualquier cineclub del interior. Nosotros lo podemos pasar porque tenemos sala propia, es decir traemos una película para exhibirla comercialmente y la damos en el cineclub cosa que no podría ser de otra manera porque si vos la traes únicamente para el cineclub no hay presupuesto que aguante.
En todo el territorio argentino en este momento hay un montón de cineclubes pero todos trabajando en video o en DVD, es imposible acceder al viejo cineclubismo de 35mm.
Por otra parte el formato es motivo de debate permanente en los congresos internacionales que hacemos. Por ejemplo, los franceses que son los más exquisitos del mundo, no toleran que no sea en 35mm. Ahora fijate vos que curioso que en el mismo congreso habla el representante de Irán, por ejemplo, donde los Cineclubes están prohibidos y son todos clandestinos, y se da el caso de que algunos llevan generadores y se suben con un burro arriba de una montaña a pasar cine en 16mm o en DVD o en video o lo que fuera. Quien puede decir que no hacen cineclubismo, o sea la gran discusión que tenemos ahora como cineclubistas es sobre qué es más importante, el soporte o la obra. Si vos decidís que es más importante la obra vas a terminar viendo la programación de los shoppings y conformate, si queres ver cine bueno cine interesante hay que verlo en DVD, no hay otra.
Organización internacional de los cineclubes

Tenemos una asamblea anual fija. Acabamos de crear unas sede latinoamericana que ahora va a ser iberoamericana y que también se va a reunir una vez al año. Pero en mi caso, soy miembro del comité ejecutivo de la Federación Internacional de Cine Clubes que está conformada por ocho personas que nos reunimos cada tres meses en distintos lugares del mundo. La FICC se creó en 1947, en un Festival de Cannes y la Argentina estaba entre los fundadores. Después se retiró porque durante la dictadura el movimiento cineclubístico desapareció prácticamente hasta que nos reincorporamos en el año 89.

Problemas de derechos

Se da una gran división entre los latinoamericanos y los europeos porque los europeos tienen mucho respeto por los derechos. Por ejemplo, eso que decimos nosotros de dar una película acá que no esté avalada y comprada, en Europa no lo hacen ni abajo del agua. Se entiende, porque están todos cerca, entonces claro, un cineclub la puede proyectar pero a riesgo de ese cineclub. Pero hacer un circuito es imposible porque, por ejemplo, lo hacen en Italia y el productor está en Francia entonces se entera al otro día, en cambio acá sí es totalmente posible. Esto de los derechos es motivo de charla permanente, por ejemplo, la Federación Internacional de Cineclubes realiza un festival internacional de cineclubes en el cuál entregamos el premio Quijote, y por ejemplo todavía no hemos podido lograr que todas las películas que tengan el premio Quijote se puedan ver en todos los cineclubes, que sería de lo más normal pero no la pueden ver por derechos. Además te comento que las películas que ganaron el premio Quijote a esta altura deben sumar unas cincuenta y de todas esas sólo una tuvo estreno comercial en Argentina. Son películas que no se van a estrenar nunca jamás, ahora, vos vas y le pedís los derechos al productor, le decís que es para el cineclub, y te dice… “no” y es una cosa de nunca acabar. Este para mi, es uno de los problemas mayores del cine.

30/4 – 21:30hs. – CINECLUB QUÉ PRETENDE USTED DE MÍ…? (Canals)

30 abril 2009

Ana, de Gabriela Trettel – 24min. – 2006

Cuando el río suena…, de Verónica Rocha

Hilo de marionetas, de Lucas Schiaroli

Florida, de Mariano Luque – 24min. – 2008

En la Casa de la Cultura. Predio del Ferrocarril. Canals.

30/4 – 22hs. – CINECLUB EL RESPLANDOR (Monte Buey)

30 abril 2009

Se proyectará el documental Elvira, de Diego Piantoni y Carlos Bóveda.

Con presencia de los realizadores.

Sala Luis Panigo Coop. Eléctrica – Mariano Moreno 450. Monte Buey.

Semana del Cineclubismo en Córdoba | Día 7

30 abril 2009

Juan Manuel Costa propone su ciclo de películas.

Programación completa para el día Jueves 30/4

20.30hs. – LA QUIMERA en LA LUNA

20.30hs. – PUESTA EN ESCENA

21hs. – VIDEOTECA DEL MIRADOR/CINÉFILO BAR

21hs. – LA TRAPALANDA

21.30hs. – QUÉ PRETENDE USTED DE MÍ…?

22hs. – EL RESPLANDOR

………………………………………………………………………………………………

Programación completa de la Semana del Cineclubismo en Córdoba.

Directorio de cineclubes participantes.

Cineclubismo y cine cordobés según Gabriela Trettel

29 abril 2009

por Gabriela Trettel*

Lo que yo entiendo por Cineclubismo es un espacio donde se difunde cine que no llega a las salas comerciales, por lo general películas que se pueden llamar ‘de autor’ o con un sello muy particular de los realizadores; películas que buscan contar historias de formas menos convencionales, o también con temas menos convencionales; los cineclubes son el lugar que encuentran muchas realizaciones para ser vistas o repasadas. En Córdoba se van transformando (también) en un espacio para difundir las producciones locales, que son numerosas y buenas, y acá, por lo general, es donde encuentran su llegada al público.

El cine cordobés en este momento esta dando un paso importante, está teniendo cada vez mas producción; hay tres proyectos que están por hacerse y además salen desde acá, con gente nueva, propuestas nuevas. Incluso con las dificultades que se tienen, yo creo que vamos avanzando de a poco a lo que muchos deseamos, que es contar nuestras historias desde nuestro lugar.

Me puse muy contenta cuando supe que estábamos presentes con Ana participando de la semana del cineclubismo, es lindo que se festeje esto con proyecciones locales. También por lo que decía antes, con respecto al espacio del cine cordobés en Córdoba.

*Realizadora de Ana, película que se exhibe en el marco de la Semana del Cineclubismo en Córdoba 2009. Se proyectará por últimas dos veces hoy miércoles a las 21hs. en el Cineclub de La Trapalanda (Río Cuarto), y mañana jueves 30 en el Cineclub Qué Pretende Usted De Mí (Canals).

29/4 – 20.30hs. – CINECLUB CON LOS OJOS ABIERTOS (La Cumbre)

29 abril 2009

aquiles-y-la-tortuga

Aquiles y la tortuga, de Takeshi Kitano, Japón, 2008

119 minutos / No recomendada para menores de 16 años

Antes de la película principal se proyectará el cortometraje Los inocentes, Colectivo Arte Proteico, Argentina, 2002

La última película de Takeshi Kitano pertenece a una trilogía en la que Kitano ha intentado conjurar su supuesto bloqueo creativo. Si Takeshis’ y Glory to the Filmmaker más bien confirmaban el diagnóstico, en Aquiles y la tortuga Kitano demuestra que su talento está intacto y que no hay muchos cineastas como él en la escena contemporánea. Después de una presentación animada en la que se revisita la paradoja del movimiento de Zenón de Elea en torno a la figura de Aquiles y la tortuga, la película se divide en tres períodos en la vida de un pintor fracasado. Desde la niñez de Machisu, pasando por su juventud, hasta llegar a su vida adulta (en ese estadio interpretado por el mismo Kitano), Aquiles y la tortuga es un humorístico y sensible ensayo sobre la naturaleza del arte en general y la pintura en particular. Aquí Kitano parece sugerir el carácter contingente de lo que se entiende y establece por obra de arte: ¿con qué criterio se determina el valor estético de una pintura? Machisu, a lo largo de toda su vida, ha pintado y lo ha probado todo: copiar a los grandes maestros, apostar a sus impulsos e instintos, probar con el azar. No hay dudas: su vida es la pintura, aunque nadie lo descubra y jamás pueda vivir del arte. La supuesta falta de originalidad de Machisu y sus pinturas (sin excepción, todas realizadas por el propio Kitano) funciona dialécticamente y en contraposición con la singularidad creativa de la película y del cine del realizador. Una gota de sangre se convierte en una pieza artística; un plano cenital sobre unos estudiantes pintando funciona como una pintura en movimiento; un travelling hacia atrás sobre un cuadro de una escalera se transforma en una instalación. Kitano siempre busca pintar con su cámara, aunque sepa y afirme que el arte solamente tiene valor después de que un cuenco con arroz esté garantizado. (Roger Koza, programador)

Sala Luis Berti – Av. Belgrano 470. La Cumbre.

29/4 – 21hs. – CINECLUB DE LA TRAPALANDA (Río Cuarto)

29 abril 2009

Nuestro Cineclub de la Trapalanda, es la concreción de un viejo anhelo; podríamos decir, de un sueño hecho realidad, y para no quedarnos en este lugar común, de frase hecha, reconocer que la realidad es una construcción, no sale de la nada ni por solo voluntarismo o deseo. Se construye entre todos, cuando se tiene un objetivo claro, con dedicación, voluntad y perseverancia; con compromiso y mucho, mucho trabajo. Fue de una inestimable ayuda en este empeño de hacer realidad el Cineclub de la Trapalanda nuestro querido amigo Juan José Gorasurreta, a quien esperamos por aquí para que venga a bendecir nuestro cineclub y a compartir con nosotros una charla sobre cineclubismo.

Pretendemos que el Cineclub de la Trapalanda sea un espacio para disfrutar en común del cine que nos apasiona y que queremos compartir con todos. Iremos despacio este primer año, procurando afirmar esta propuesta de cine alternativo para la ciudad de Río Cuarto, oportunidad que también es posible por la colaboración de la Subsecretaría de Cultura de la Municipalidad al brindar el espacio en el que funciona el Cineclub de la Trapalanda, tanto como el firme apoyo a esta idea del Subsecretario de Cultura, Lic. Juan Pablo Casari y sus colaboradores.

Elejimos las películas para estas primeras funciones compartiendo la idea de la FACC y la de Cineclubes de Cba. Pensamos que era una bonita manera de iniciar nuestra andadura. Por ello programamos Así reían y el corto sobre Juan Carlos Arch*, facilitados por Alfredo Scaglia de Cinecub Rosario, otro gran colaborador para la concreción de nuestro cineclub. Y también nos pareció oportuno programar un largometraje de un director clásico, que además fue cineclubista, como François Truffaut, por ello, Disparen sobre el pianista, menos vista que otros de sus films más conocidos y difundidos; acompañado de un par de cortos cordobeses. Esta idea de proyectar los cortos cordobeses la adoptamos como una constante para cada función, intercalando con la proyección del corto sobre Juan Carlos Arch, una verdadera joyita para entender un poco más sobre cine y el cineclubismo…

*Así reían y el cortometraje sobre Juan Carlos Arch fueron programadas por La Trapalanda el 16/4, en la semana previa a la Semana del Cineclubismo.
………………………………………………………………………………………

Programa:

Ana, de Gabriela Trettel – 24min. – 2006
Los inocentes, del Grupo Arte Proteico – animación – 4min. – 2002
Disparen sobre el pianista, de François Truffaut – 99min. – 1960

tirez-sur-le-pianiste

Centro Cultural Trapalanda. Colón 149. Río Cuarto

29/7 – 21hs. – VIDEOTECA DEL MIRADOR/CINÉFILO BAR

29 abril 2009

La ciudad de los hombres lactantes, de María Eugenia Blanco – 13min. – 2001

Ascensor para el cadalso, de Louis Malle – FRANCIA – 92min. – 1957

ascensorparaelcadalso

La historia de “Ascensor para el cadalso” puede resumirse en la tentativa (fallida) de cometer el crimen perfecto. Así, el amor a hurtadillas de Julien Tavernier y Florence Carala trastabilla ante una sucesión de fracasos en la intención liberadora que los dos amantes pretendían con la consumación de ese crimen.
Con una música hasta entonces única en este tipo de películas, el jazz de Miles Davis, como combinación entre renovación y tradicionalismo, “Ascensor para el cadalso” remite a una magnética e inmortal Jeanne Moreau, que divaga por París buscando a su amor perdido, y a rostros tan asociados al policial francés como Lino Ventura y Maurice Ronet, aspectos todos que instauran inevitablemente el culto a esta valiosa e inolvidable realización cinematográfica.
La función comenzará a las 21 horas, y en primer término se proyectará “La ciudad de los hombres lactantes” (2001, 13 min.), cortometraje de María Eugenia Blanco, programado dentro de la “Semana del Cineclubismo”. Los esperamos.

A las 21hs., en Cinéfilo Bar. Bv. San Juan 1020. Córdoba Capital.

Semana del Cineclubismo en Córdoba | Día 6

29 abril 2009

Cineclubismo y cine cordobés según Gabriela Trettel.

Programación completa para el día Miércoles 29/4

20.30hs. – CON LOS OJOS ABIERTOS

21hs. – LA TRAPALANDA

21hs. – VIDEOTECA DEL MIRADOR/CINÉFILO BAR

………………………………………………………………………………………………

Programación completa de la Semana del Cineclubismo en Córdoba.

Directorio de cineclubes participantes.

Juego

28 abril 2009

Le pedimos a algunos directores que imaginen un ciclo de películas que, por algún motivo, relacionen con películas suyas que están siendo exhibidas en la Semana del Cineclubismo. Esto nos propusieron:

Verónica Rocha – “Cuando el río suena…” (2003)

Si tuviera que programar un ciclo de películas que acompañen por su temática a Cuando el río suena…,  me enfrentaría al problema de tener que definir el tema que este documental aborda.  Me resulta más fácil, en cambio, situar este documental junto a dos films que fueron un gran referente formal como lo son Bienvenido a Siberia de Chris Marker y La sonrisa que muerde de Piero Stamish. Sin embargo, haciendo un esfuerzo por precisar, pienso que podría ser:

Tema: El rumor acuático.
Idea: Un film de no catástrofe, sobre la psicosis colectiva de fuga y éxodo que surge de la conjunción de profecías, casamientos estropeables y un imaginario acuático.

En función de esto, programaría junto a Cuando el río suena… las siguientes películas:

La boda de mi mejor amigo (My Best Friend’s Wedding, de P. J. Hogan, 1997).
La profecía (The Omen, de Richard Donner, 1976).
Dónde estás hermano (O Brother, Where Art Thou?, de  Joel Coen, 2000).
Moisés (The Moses Lawgiver, de Gianfranco de Bossio, 1974).
La vida acuática de Steve Zissou ( The Life Aquatic with Steve Zissou, de Wess Anderson, 2004).

Cuando el río suena… se proyectará el Jueves como parte de la programación de Videoteca del Mirador y Cinéfilo Bar para la Semana del Cineclubismo. A las 21hs. en Cinéfilo Bar, Bv. San Juan 1020, Córdoba Capital.

…………………………………………………………………………………………………

Mariano Luque – “Florida” (2008)

Si abriera “Mi Cineclub” la verdad que pediría bastante ayuda a amigos que sepan del tema porque no soy muy cinéfilo que digamos. Y de lo que veo, me cuesta retener nombres y datos, a menos que la película me haya marcado y gustado muchísimo.
Sobre la temática de Florida; en principio, la exploración de este pibe adolescente por sus miedos y deseos confrontando sus sueños y la realidad. Su temor a heredar los defectos de su entorno familiar. Los hereda igual, pero es conciente de ello, entonces tal vez podrá superarse. Esa es la idea. El corto es bastante confuso, de 25 minutos, 23 y medio son confusos, los créditos duran como 1 minuto así que quedan aproximadamente 30 segundos de claridad total-total. Y por ello, he recibido muchos “no entendí nada”, y varias interpretaciones diferentes a mi idea que se ajustan muy bien. Con esto me atajo a decir que la temática que describo acá es un análisis propio e íntimo del guión, cuando el corto aún no es corto. El producto final se ha abierto un poquitín más de lo que esperaba. Cosa que pienso superar en el próximo corto, como el pibito de Florida.

Y las 5 películas que creo se relacionan con este tema son:

“Fresas Salvajes” de Ingmar Bergman
“Cara a cara” de Ingmar Bergman
“The grandmother” de David Lynch
“La canción más triste del mundo” de Guy Maddin
“La Ciénaga” de Lucrecia Martel

Florida se verá en Canals este Jueves a programada por el Cineclub Que Pretende Usted De Mí…?. Casa de la Cultura – Predio del Ferrocarril, Canals.

Semana del Cineclubismo en Córdoba | Día 5 – SIN ACTIVIDADES

28 abril 2009

Pausa. Mañana seguimos. Programación para lo que queda de la semana acá.

Mientras, un juego: Verónica Rocha y Mariano Luque proponen sendos ciclos de películas en relación a películas suyas que se exhiben en el marco de la Semana.

El cineclubismo según Loza

27 abril 2009

Opinión sobre cineclubismo

por Santiago Loza.

Realizador nacido y formado en Córdoba. Ha dirigido Lara y los trenes (1999), Extraño (2003) y Cuatro mujeres descalzas (2005). Su última película, Rosa Patria (2008), se presentó en el último BAFICI como parte de la competencia nacional argentina.

Me piden una opinión sobre el cineclubismo.

No sé bien que cosa escribir.

Pienso en cosas como trasnoches de invierno en mi secundaria, es decir en la otra vida, viajando a Ciudad Universitaria, al pabellón Argentina, para ver una película Checa. O en el microcine de la Av. Velez Sarfield, esa sala hermosa, chiquita donde vi EL SILENCIO  de Bergman y salí perturbado, sin entender bien lo que me había pasado viendo. El Cineclub La Quimera, las presentaciones de Juan José…las polémicas. Cuando estudiaba cine, el primer año participé del Cineclub Universitario, hacía con otro compañero una suerte de afichetas primitivas. Hicimos una función de NOSFERATU en el sótano de Radio Nacional, con un grupo de rock que tenía el mismo nombre de la película de Murnau musicalizando, el lugar estaba iluminado con velas, todo a oscuras y velas…algo de todo eso es lo que siento del cineclub. Un lugar clandestino en mi adolescencia. Nadie sabía, ni mis compañeros de escuela, ni mis familiares que yo había descubierto el paraíso. Veía cine, mucho cine, todo era cine. En esos años descubrí todo. El asombro. Un cine gigante. Todo lo que aprendí del cine fue en los cineclubes. Después hice cine, fue inevitable. Como una persona que come tanto que termina vomitando. Esa imagen escatológica es la que tengo con el cine. Yo podría haber muerto de cine. Nada, ninguna experiencia vivida se compara a las que tuve como espectador. La vida después de aquellos años fue mucho o poco, no lo sé…pero no tenía la medida de lo que había visto. Yo vi un cine inmenso en ese tiempo, todo me conmovía. Después el cine se volvió chiquito. También mi cine es un cine de enanos (y no los enanos enormes de Herzog). Soy mejor espectador que director de cine. Es más, yo puedo decir: soy cinéfilo. Casi nunca digo: soy director. Es más, tal vez no sea un director de cine. Sino un espectador que terminó filmando. Un farsante. Alguien que amaba tanto esa pantalla que quiso vivir ahí. Ya no son las películas que veo sino las que hago lo que me da vida. Solamente en los rodajes me siento intensamente vivo. Recupero ese vértigo inicial. Donde sólo era feliz en el cine. Supongo que sin el cine yo no hubiese continuado. No hablo de otra cosa que de cine. No pienso en otra cosa, a veces con dolor, con fastidio. Nunca pertenecí a ningún club, no me agradó nunca la gimnasia, los únicos clubes posibles fueron los cineclubes. Así, sentado, en silencio, a oscuras. Solo y rodeado de gente. El Cineclub Alta Córdoba, programa doble. Tengo quince años y voy con mi uniforme de colegio católico de clase media. Llevo un libro. Hago como que leo. En el Teatro Córdoba, Buen Cine, dice el slogan, pasan un retrospectiva de Tarkovski. Voy toda la semana, el jueves veo LA ZONA, ese día, siento con violencia que o hago cine o sucumbo. Que no se puede vivir para otra cosa. Que la vida en sí, no es nada interesante. Solamente el cine hace que las cosas tengan algún sentido…también el cine me ha hecho tomar posiciones, no todo lo que se ve en una pantalla es cine. No todas las películas son cine. No puedo definir el cine. Hablo de mi cine. De mi cine personal. Mi cine privado, intimo. De los lugares a dónde vuelvo con la memoria. De las películas sin las que no podría pensarme. Estoy hecho de esas películas. Algunas ni recuerdo su nombre. Pero están ahí. Todo el tiempo. Latiendo.


27/4 – 21hs. – VIDEOTECA DEL MIRADOR/CINÉFILO BAR

27 abril 2009

A las 21hs. en Cinéfilo Bar. Bv. San Juan 1020. Córdoba Capital.

Se proyectará la película “El jardín primitivo”, de Mario Gómez.

jardin-primitivo

"El jardín primitivo" (Mario Gómez, 75 min.)

“El jardín primitivo” ha sido definida como una “ficción experimental que incorpora el paisaje como protagonista y los mitos como transición hacia un mundo de fantasía donde los personajes se enfrentan con su mundo interior”. El filme explora los perfiles psicológicos de un personaje que en cierta manera ha sido víctima de una historia no elegida.
Federico es escritor, un individuo de gran capacidad de síntesis y de percepción de la realidad, pero que se encuentra bloqueado por un hecho que lo ha clausurado casi de por vida. Ex cronista de guerra, víctima de una guerra no deseada, lucha permanentemente contra sí mismo para tratar de recuperar su cordura y reconstruir así su vida.
Sumergido en la soledad de su departamento pasa la mayor parte del día tratando de escribir la historia que lo sacará del anonimato.
Aislado del mundo casi no tiene amigos, solo uno a quien conoce desde su niñez, escritor como él, pero además periodista. Este lo induce a realizar el que puede ser el artículo de su vida: Confirmar la existencia de un raro personaje que, se dice, habita en la zona de Traslasierra y del que todos han oído hablar pero que nadie ha visto nunca; sólo se sospecha de su presencia por unos extraños sonidos que provienen de la montaña. Corre la versión de que se trata del fantasma de un ídolo de rock muerto hace algunos años.
Embarcados en dicho proyecto, sobre todo Federico que lo toma como propio, inician una búsqueda infructuosa; decisión que les acarreará un cúmulo de experiencias que bordearán lo fantástico y lo surrealista, y que tendrán como marco el agreste paisaje.
Federico, finalmente muy confundido, se enfrentará con su temor más profundo. El de sus propios límites entre la cordura y la realidad, al tiempo que habrá de retroalimentar, sin querer, la historia de todos los personajes, que de alguna forma se irán vinculando con él en este viaje desesperado hacia el deseado jardín primitivo.

……………………………………………………………………………………………………….

Entrevista a Mario Gómez, realizador de “El jardín primitivo”

¿Qué significado tiene dentro de tu carrera como realizador cinematográfico “El jardín primitivo”?, ¿cuál fue el origen del proyecto y qué motivaciones te impulsaron a llevarlo a cabo?

Bueno “El Jardín” fué mi primer largo, lo que llamaríamos mi opera prima. Con todas las cargas que eso implica. No obstante fué un proyecto que desde un principio contó con importantes apoyos. Pero lo mas importante es que me permitió tomar contacto con importantes actores y Técnicos que pusieron todo de si en función del proyecto sin otra remuneración mas que la artística.

Sirvió para desmistificar aquello que dice que desde el interior no se pueden hacer cosas y de que nuestros proyectos pequeños no puedan tener relevancia nacional…

Creo que deberíamos hablar de un cine del interior capáz de disputarle la hegemonía a Buenos Aires y compartir espacios en un Cine Nacional verdaderamente representativo de una cultura.

¿Cuál o cuáles son los proyectos cinematográficos o de carácter audiovisual de los que te estás ocupando en el presente?
Actualmente estamos terminando el segundo largometraje titulado El Puente y que está es etapa de post producción. También realizado con mucho esfuerzo y con los medios a nuestro alcance. Sin embargo se logrado una buena factura técnica y artística…

También realicé  en el 2008 un Documental sobre el VIH y que fué presentado y televisado por Canal 10 el 01 de diciembre de 2008 en oportunidad de conmemoración del día Internacional de la lucha con al VIH/SIDA.

¿Qué opinión te merece la actividad cineclubística que se está desarrollando en Córdoba actualmente y en particular esta iniciativa de la “Semana de los Cineclubes”?

Para mí los Cineclubes cumplen un rol importantísimo en la difusión de materiales que no podrían ser vistos en medios comerciales. En mi caso particular los cineclubes han contribuido a mi formación profesional ya que pude tomar contacto a través de ellos con nuevas estéticas y revisionar clasicos que de otra manera no podría haber incorporado a mi universo cinematográfico. Realmente creo en la importancia de los cineclubes como entes formadores de pensamiento y vía de exhibición alternativa.

Semana del Cineclubismo en Córdoba | Día 4

27 abril 2009

El cineclubismo según Santiago Loza.

Programación completa para el día Lunes 27/4

21hs.VIDEOTECA DEL MIRADOR – “El jardín primitivo” / (incluye entrevista a Mario Gómez, director de la película)

Fe de erratas: el último Sábado publicamos el texto “El renacimiento de la cinefilia”, de Roger Alan Koza. El texto se publicó incompleto. Pedimos disculpas y -ahora sí- lo ofrecemos en su plena versión aquí.

………………………………………………………………………………………………

Programación completa de la Semana del Cineclubismo en Córdoba.

Directorio de cineclubes participantes.

Grandes esperanzas

26 abril 2009

por Liliana Paolinelli*

liliana_paolinelli

Liliana Paolinelli

No puedo dejar de relacionar la actividad cineclubística con la reapertura del Departamento de Cine de la Universidad de Córdoba a fines de los 80. Habíamos confluido un grupo de gente de lo más variada, desde chicos recién salidos del secundario, pasando por alumnos de la vieja escuela que intentaban terminar la carrera interrumpida por los militares, hasta mi mamá que se inscribió en 1º año. Rectifico: en realidad ella se había enterado de la inminente existencia de una escuela de cine y yo me acoplé a su determinación por ser cineasta. El cóctel era interesante, no obstante el estrés que me producía presentarme junto con ella en los trabajos prácticos.

Dejó a los 4 meses, debo decir que con notas buenísimas. Más allá de lo anecdótico, lo traigo por el carácter fundacional que tuvieron para mí la escuela y el cineclub La Quimera, especie de madre y padre que moldearon afinidades y también, simétricos rechazos. No reconozco un pasado cinéfilo anterior a esa época, de chica apenas si había visto en cine 10 películas de Walt Disney. En cambio devoraba películas en televisión. Cuando empecé a estudiar cine no manejaba ningún criterio de selección, tanto me apasionaba Cielo Líquido como El silencio de Bergman; más incomprensible más interesante me resultaba un filme. Por supuesto, el modo de mirar cine se ha transformado con los años y ya no tengo esa inocencia, ¿producto tal vez de la vocación formadora del cineclub? Naturalmente, esa pérdida dio lugar a otras conquistas.

Más allá de la adquisición de capacidad analítica, rescato de la tarea cineclubística el trabajo en grupo, la pluralidad, el espíritu gregario que no siempre es sinónimo de goce pero sí tan vital como las reuniones del hombre antiguo alrededor del fuego. Cuando las instituciones y la política gozan de un descreimiento cada vez mayor creo que la verdadera acción se ha desplazado al calor de los propósitos sencillos, no necesariamente más vistosos. Organizar un ciclo de películas, conseguir espacio físico, atraer gente para compartir aquello que nos apasiona… Meses atrás sostenía que el visionado en DVD doméstico podía ser un factor determinante en la ausencia de público en las salas, en especial de estudiantes. Como luego me señalaron, esta práctica se aleja bastante de la experiencia social, colectiva y física de asistir al cine. Sin dudas hay un desplazamiento en las formas de socialización, el hecho de intercambiar posiciones en un blog, espacio de lectura individual, demuestra que las formas de intercambio no se agotan en las tradicionalmente conocidas. El desafío para que la llama no se extinga es enorme, pero el aprendizaje de cine -aunque provenga de DVD, piratas, en fin- y la discusión, aunque no se produzcan alrededor de una mesa, demuestran que no todo está perdido.


A propósito, es interesante que hayan programado Por sus propios ojos, en ella se resume parte de mi experiencia como estudiante, cuando todo estaba por ver.

*realizadora cordobesa. Su película Por sus propios ojos (82 min., 2008) se exhibe hoy en doble función: a las 18hs. en el Cineclub Coliseo (Bell Ville); a las 21hs. en el Cineclub La Linterna Mágica (Río Ceballos).

26/4 – 18hs. – CINECLUB COLISEO (Bell Ville)

26 abril 2009

Los inocentes, de Grupo Arte Proteico – animación – 4 min. – 2002

Hilo de marionetas, de Lucas Schiaroli – animación – 4’20” min. – 2005

Por sus propios ojos, de Liliana Paolinelli – 82 min. – 2008

porsuspropiosojos

En el Cine Teatro Coliseo – San Martín 52, 3er piso